Testimonio de Marcelo Pajoc antes de morir

El 20 de septiembre de 2014 nuestro compañero, Marcelo Pajoc Matz, fue brutalmente asesinado junto a su padre y sus tres hermanos. Su madre falleció días después, en un hospital, debido a las graves fracturas en su cabeza producto de los golpes que le propinaron durante el ataque a su familia. Marcelo dejó una viuda y siete niños huérfanos.

En febrero de 2014, Marcelo, junto a otros compañeros de San Juan Sacatepéquez, decidieron dar su testimonio respecto a los ataques frecuentes y la violación permanente de sus derechos humanos que venían sufriendo por parte de personas “encapuchadas” y armadas que son alentadas por una organización campesina que dirige la conflictividad social en el país.

Poco tiempo antes de ser asesinado, Marcelo y varios vecinos habían filmado sus testimonios para expresar la frustración que sentían al ser ignorados por las autoridades que conocían estos ataques desde 2007. Estos ataques son provocados por el simple hecho de trabajar en la construcción de la planta de cemento San Gabriel y por apoyar proyectos de desarrollo en sus comunidades, incluido el Anillo Regional. Marcelo presidía la recién creada Asociación de Víctimas que trabajaría para poner fin a la violencia en sus comunidades.

Damos a conocer su testimonio para honrar su memoria y animar a los guatemaltecos de buena voluntad a seguir su ejemplo como un líder que buscaba el desarrollo de San Juan Sacatepéquez.