Un espacio para todos

El Estadio Cementos Progreso, ubicado en la zona 6 de la Ciudad de Guatemala, trasciende el concepto de un lugar al que únicamente asisten deportistas de alto nivel para entrenamiento. Este también se enfoca en las comunidades vecinas y en el desarrollo de las personas a través del deporte.

“En el Estadio nos gusta que las personas vengan, que se distraigan y que sientan que es que su casa”, indica José Raúl Laparra, jefe del Estadio Cementos Progreso. “Queremos que las personas encuentren un lugar donde pasen un momento agradable y que se sientan seguros”, concluye Laparra.

El Estadio cuenta con diversos programas  que se enfocan en los vecinos, instituciones académicas o sociales. El primero es conocido como el programa de atletismo que inició en 1991, el mismo año de la inauguración del Estadio, y aún sigue vigente. En este los jóvenes aprenden técnicas y se especializan en este ámbito deportivo.

El programa ríe, baila y sueña es otra opción del Estadio que brinda clases de baile todas las mañanas y actividades de ejercicios para distraerse y romper con la rutina. También hay programas de patinaje y ciclismo para niños y jóvenes.

Además, el Estado tiene dos alianzas importantes. La primera es con la Dirección General de Educación Física –DIGEF–, la cual utiliza las instalaciones para que hagan ejercicio los alumnos de que escuelas y colegios que no cuentan con los espacios adecuados para practicar educación física.

La segunda alianza es con Olimpiadas Especiales, una organización internacional que apoya a personas con discapacidades diferentes.  La alianza consiste en que el Estadio aporta sus instalaciones para entrenamientos y eventos que realiza esta institución.

El Estadio Cementos Progreso está abierto para todas las personas y hace la invitación para que todos puedan formar parte de sus diversos programas o simplemente disfruten las instalaciones.

Por: Comunicación